Lo confieso, me flipa Batman. Si no es mi super-héroe favorito, está muy arriba en el ranking.

Puede que él no salve a todo el planeta en sus intervenciones, al más puro estilo Bruce Willis, Will Smith o Keanu Reeves, pero es un simple hombre, como ellos, que se convierte en un super-hombre para ayudar a los demás. Y mira que hay dementes en su ciudad… me recuerda un poco a mi barrio.

Si hay algo que me gusta de Batman, es su centro de operaciones, la Bat-Cave, y los múltiples cachivaches que utiliza en sus salidas nocturnas: unos se ponen Axe, él usa el Bat-Móvil. Mucho más atractivo, donde-va-usté-a-comparar.

Siempre me ha gustado la tecnología y que todas las cosas estén en su sitio, y eso es la Bat-Cave. Así es mi despacho. Bueno, con un poco menos de tecnología, pero suelo trabajar con tan sólo un foco de luz y la persiana bajada para centrarme… y poder soñar que cuando sea libre viviré en Hawaii.

Y tengo que confesar que mi coche de empresa no se parece al suyo, pero al menos tengo el buen gusto de no usar Axe.

¿Tú también quieres ser Batman? Pasa que te explico cómo se hace.

Hoy en día, en nuestro país a todo el mundo le ha dado por “emprender”. Emprender significa, según la RAE: “Acometer y comenzar una obra, un negocio, un empeño, especialmente si encierran dificultad o peligro”.

Vaya, ¡exactamente lo que es hacerse autónomo en España en estos días!

Y aunque sea un poco más por necesidad que por vocación, eso no significa que no tengamos (y debamos) convertirnos en súper-héroes. Aquí te explico en cuatro puntos básicos cómo hacerlo sin apenas coste ni dolor.

Cuatro secretos y te convertirás en Batman.

Para comenzar tampoco se necesita mucho. Si quieres ser un super-héroe, como Batman, luchar contra los villanos y salir victorioso necesitarás tan sólo

1 . Una Bat-Cave.

Tu negocio necesita un lugar donde sentirse seguro, donde poder crecer y evolucionar. Todo eso te lo proporciona un buen hosting.

Es mejor que pienses en pagar y no busques uno gratuito. Si creas tu negocio en un hosting gratuito o con una herramienta gratuita, cuando crezca y lo quieras profesionalizar tendrás que invertir mucho más en “la mudanza”. Y siempre se rompe algo por el camino.

Aquí recomiendo el producto nacional. Por experiencia, un buen servicio técnico (y si habla tu idioma mejor) es la mejor cura a tus heridas y magulladuras provocadas en la lucha contra tanto villano.

Prueba con un plan básico, ya irás creciendo, sin problemas, con la empresa que elijas. Creo que invertir X € al año es poco por tener segura tu coartada, ¿no?

Este es el que yo utilizo (para mí y para mis clientes) y siempre tengo una excelente respuesta del servicio técnico, unos grandísimos profesionales. Profesional Hosting.

2 . Un Bat-Movil.

Ya tienes alojada tu web. Ahora hay que salir a la calle. Con estilo. A falta de Bat-Móvil necesitarás un buen dominio.

Actualmente puedes contratarlos juntos. Muchas empresas te regalan el dominio (durante el primer año) si contratas el paquete Alojamiento (hosting) – Dominio. Vuelvo a aconsejarte la misma empresa.

Cuida muy bien tu vehículo, ese que te va a conducir a tu cliente, tu público.

Piensa en qué nombre quieres que esté escrito en tu tarjeta de presentación. Y lo complicado que quieres que sea – pensando en la capacidad de retentiva de tu cliente potencial.

Hay quien opta por un nombre propio: www.maidertomasena.com (una de las mejores copywriters de España. Copy… ¿qué? Ya te lo explicaré, pues es importante para ti, pero eso será otro cóctel).

Otros prefieren que se defina su negocio: www.lifestylealcuadrado.com (mi mentor, un señor que te ayuda a vivir un mejor estilo de vida, simpático como pocos, y con las ideas muy claras y muchas ganas de ayudar).

Cualquier idea es buena, pero, por favor, que te defina o defina tu negocio, o tu estilo: mi página como fotógrafa se llama sunsetlightsphotography.com. Cualquiera que sepa algo de fotografía sabrá que esa es una de las dos horas mágicas para hacer fotos.

3 . Un Alfred Pennyworth y un Lucius Fox. Un buen equipo, en definitiva.

Y cuando hablo de equipo no me refiero a un grupo de personas que colaboren contigo. No, esto es un negocio “low cost”, ahora no te lo puedes permitir, ahora toca el DIY. Ya llegará el momento de fichar un Robin… ¡o un ciento!

Pero necesitas un equipo físico para producir y para vender. Algo que sea fiable y que resista muchas horas de trabajo. Mi Alfred es un iPhone 6. Mi Lucius Fox es un MacBook Pro Retina.

No, no soy friki de Apple, sólo he descubierto que me dan más rendimiento y menos obsolescencia con una inversión similar.

Los quiero mucho y no puedo vivir sin su ayuda.

Busca tus Alfred y Lucius y cuídalos, son los que te ayudarán en las buenas y en las malas.

4 . Un James Gordon. Una buena gestión legal.

Tener a alguien de tu parte en los cuerpos de la ley y el orden siempre es positivo. Eso es lo que representa el Inspector Jim Gordon para Batman.

Para nosotros… os lo contaré en el próximo post, que tengo que arreglarme para salir esta noche.

Y recuerda que para tener estilo no necesitas mucha tecnología: Bruce Wayne se planta un traje y sólo necesita su Lamborghini (Murciélago, of course) para hacer una entrada triunfal.

Hagamos que nuestro negocio haga su entrada triunfal en la vida del cliente.

Cuéntame ¿cuál es el peor villano al que te enfrentas? ¿Ya tienes Bat-Cave y Bat-Móvil? ¿Quiénes son tus Alfred y Lucius Fox? Y lo que es más importante ¿Tú eres Batman?

Imágenes propiedad de Warner y propia.

Artículos relacionados: